Acreditamiento del IVA

Primeramente es importante saber que es el IVA y que consecuencias o beneficios podría tener esto para las personas o para un país. Este tema se tiende a confundir debido a que hay muy poca información acerca de esto.

Ahora bien, el IVA es el Impuesto al Valor Agregado, esto según sus siglas IVA. El IVA es un impuesto o tasa que al adquirir productos y servicios se cobra. Este impuesto se realiza en diversos países al nivel mundial.

Seguidamente se tiene que este impuesto se realiza por parte del estado para así poder recaudar una gran cantidad monetaria con fin de ayudar a realizar diversos proyectos gubernamentales.

Sin embargo, es importante resaltar que no todos los productos o servicios adquiridos tienen Impuesto al Valor Agregado, esto es debido a que algunos son exentos.

Esto quiere decir, que el Impuesto al Valor Agregado no se cobra en esos servicios o productos, esto es en algunos productos y los productos que son susceptibles de esto se encuentran establecidos en la legislación.

Al vender productos que se sean exentos y por otra parte otros que si se les imponga el Impuesto al Valor Agregado se podrá de esta manera calcular el acreditamiento del Impuesto al Valor Agregado.

Este tema resulta ser un poco confuso para muchas personas, pero, a continuación se tratará de explicar más a profundidad este tema un tanto complejo.

¿Qué es la acreditación del IVA?

Antes de entrar en la profundidad de este tema es sumamente importante saber primeramente en qué consiste un acreditamiento y en qué consiste su realización.

En seguimiento al párrafo anterior se tiene que el acreditamiento según lo que establece o sostiene la doctrina es una deducción de impuesto debido a su característica especial y permanente.

Si lo que se desea es poder hacer esta técnica de la acreditación del Impuesto al Valor Agregado uno de los factores que se debe tomar en cuenta es que se debe realizar como mínimo por los siguientes 60 meses.

Sin embargo, no es necesario realizar un aviso a las autoridades pertinentes o hacer algún trámite legal para así poder lograr realizar la acreditación del Impuesto al valor agregado.

Ahora bien, esta técnica de la acreditación del Impuesto al Valor Agregado consiste en realizar una resta del Impuesto al Valor Agregado al Impuesto al Valor Agregado que se les cobra a los clientes.

Siguiendo el tema del párrafo anterior se tiene que este método de la acreditación del Impuesto al Valor Agregado se realiza para así poder obtener el pago al Servicio de Administración Tributaria (SAT).

En continuación con lo que antes se explica se tiene que esta definición es sostenida por la IVA  Ley de Impuestos al Valor Agregado, esto según sus siglas.

Ahora bien, el artículo el cual establece que es el acreditamiento del impuesto al Valor Agregado es el artículo número 40 de la Ley de Impuesto al Valor Agregado (LIVA).

Este establece que ‘‘consiste en restar el impuesto acreditable, de la cantidad que resulte de aplicar a los valores señalados en esta Ley la tasa que corresponda según sea el caso’’. Como se explica en párrafos anteriores.

Sin embargo, para realizar esta transacción se necesitan algunos requisitos como lo son: que el impuesto haya sido trasladado al que contribuye y que esto quede expreso en los comprobantes que se emiten.

Otro requisito recae en que aquel que contribuye debe haber pagado de manera efectiva en el mismo mes que se realiza la operación. Si el IVA se retiene debe ser informado a las autoridades.

Por otra parte también se debe tener el Impuesto al Valor agregado separado o a parte en la factura o comprobante del monto del servicio o producto que se vaya adquirir.